Una madre lleva a su pareja de hijos al show de La Gallina Pintadita. Al llegar, se ve accidentalmente involucrada en un mundo mágico musical, viajando por el repertorio infantil brasileño y dispuesta a hacer hasta lo imposible para conseguir la tan soñada foto autografiada por la Gallina Pintadita.